Ven a la clínica
Rúa Lourido, 21, bajo derecha, Vigo.
Llámanos
+34 986 124 227
Envíanos un email
citas@clinicanodos.es
Horario:
Lun - Vier: 9AM - 7PM

Alba Rey Villamayor

Alba se gradúa como terapeuta ocupacional por la Facultad de Ciencias da Saude (A Coruña). Tras finalizar los estudios de grado superior (Técnica de imagen para el diagnóstico) y universitarios se ha formado en técnicas específicas de neurorehabilitación: introducción al concepto Bobath en el adulto, método Perfetti, intervención de terapia ocupacional en la extremidad superior neurológica, terapia inducida por restricción, terapia en espejo, control motor orientado a tareas, terapia por observación de acciones y realidad virtual.

Desarrolla principalmente su carrera profesional con pacientes adultos con enfermedades neurodegenerativas (esclerosis múltiple) y daño cerebral en fases subagudas y crónica. Asimismo formó parte del programa de atención a domicilio (PAD) en la Asociación Compostelana de Esclerosis Múltiple (ACEM) durante el año 2021. Actualmente compagina su trabajo en la Asociación Viguesa de Esclerosis Múltiple (AVEMPO) y la clínica de neurorehabilitación Nodos.

Valora positivamente el trabajo en equipo, ya que, enriquece las experiencias personales y el proceso rehabilitador. Así como detectar y abordar las necesidades de las/os usuarias/os en su entorno e involucrar a las familias y cuidadoras como parte activa del proceso terapéutico.

En qué consiste la terapia ocupacional (TO)

La terapia ocupacional (TO) es una profesión sociosanitaria que se encarga de la promoción de la salud y el bienestar a través del uso terapéutico de la ocupación. El objetivo de la TO es capacitar a las personas para participar en el desempeño de las actividades básicas (alimentación, ducha, arreglo personal, vestido, uso del W.C.), actividades instrumentales (manejo de la medicación, compras, gestión del hogar, movilidad en la comunidad…), educación, trabajo, ocio y participación social.

Nuestra filosofía

Nuestra filosofía en el trabajo se centra en plantear una intervención eficaz, individualizada y funcional para el día a día del paciente y su familia. “Considero esencial trabajar en el entorno del paciente y hacer partícipes en la terapia a otros terapeutas, cuidadores y/o familiares para conseguir un proceso de recuperación más fácil y humano”.